El silicio, cobre y tungsteno son 3 elemento de aleación que afectan el acero


Hay muchos elementos de aleación añadidos al acero para lograr diversas propiedades mejoradas y de acuerdo al elemento es cómo afectan el acero. Veamos en este caso 3 de ellos: el silicio, cobre y tungsteno.

1) Silicio

El silicio es quizás el elemento de aleación más común en el acero, ya que casi todo el acero requiere silicio durante el proceso de fabricación.

El silicio ayuda a purificar el mineral de hierro durante el proceso de fundición desoxidándolo y eliminando otras impurezas del mismo.

Además de sus propiedades de limpieza, el silicio también puede tener un efecto sobre las propiedades mecánicas del acero.

Se puede usar para aumentar la resistencia y la templabilidad de ciertos aceros, así como las propiedades magnéticas.

Hay muchos grados de acero con silicio, desde ASTM A36 hasta AISI 440C. Típicamente, los aceros de mayor resistencia tendrán mayores cantidades de silicio.

 

2) Cobre

El cobre se agrega frecuentemente al acero en pequeñas cantidades. El cobre puede mejorar las propiedades químicas del acero al aumentar su resistencia a la corrosión.

Una gran cantidad de cobre puede ayudar a prevenir la formación de óxido.

Muchos de los diferentes tipos de acero resistente a la intemperie tienen cantidades relativamente altas de cobre en comparación con el acero al carbono estándar, ya que normalmente se usan en aplicaciones que los exponen a ambientes corrosivos.

El cobre también se puede usar para aumentar las propiedades mecánicas del acero al permitir que se endurezca por precipitación.

El endurecimiento por precipitación es un proceso que se utiliza para bloquear las dislocaciones en la estructura cristalina de un metal, aumentando así su resistencia.

El cobre se encuentra en pequeñas cantidades en muchos aceros diferentes. En acero con bajo contenido de carbono, por lo general se encuentra en cantidades inferiores al 0.40% en peso.

El ASTM A36, por ejemplo, tiene un contenido máximo de cobre permitido de 0.20%.

Se pueden encontrar mayores cantidades de cobre en aceros para intemperie y otros tipos de aceros de baja aleación (HSLA) de alta resistencia.

Ejemplos de estos incluyen ASTM A588 y ASTM A440.

 

3) Tungsteno

Los aceros también tienen cantidades variables de tungsteno en su composición. Algo de esto es residual y no deseado, como en el acero AISI 1018. Sin embargo, algunos aceros han agregado cantidades de tungsteno para mejorar las propiedades mecánicas y químicas del acero para diferentes aplicaciones.

Debido a su alta temperatura de fusión, el tungsteno se puede utilizar para aumentar la temperatura de fusión del acero.

La alta dureza del tungsteno también puede aumentar la resistencia al desgaste del acero. Por último, el tungsteno también puede mejorar la resistencia a la corrosión del acero.

La cantidad de tungsteno en un acero de aleación puede variar ampliamente. En acero de baja aleación de alta resistencia, puede ser inferior al 1%.

Los aceros para herramientas de alta velocidad, donde el tungsteno se usa con frecuencia como elemento de aleación, pueden tener cantidades de tungsteno superiores al 15% en peso.

Ejemplos de aceros de herramientas de alta velocidad con tungsteno incluyen T1, M1 y M7, por nombrar algunos.

En Aceros Vimar nos especializamos en diversos tipos de materiales especiales para la construcción en donde podrás encontrar desde clavos hasta placa estructural, tuberías de diversos modelos en donde el acero es el centro… en fin.

Estamos listos para apoyarte al solicitar una cotización en línea en donde nuestros ejecutivos te atenderán con todo gusto.

FUENTES: Aceros Vimar, BBC , YouTube